Entrevista

Costa Rica: burbujas separadas

La amenaza del coronavirus ha exigido una respuesta rápida para proteger del contagio a las personas privadas de libertad y garantizar su derecho a la salud. ¿Qué han hecho las autoridades costarricenses para afrontar la crisis sanitaria?

En julio de 2020, el coronavirus cruzó las puertas de las prisiones costarricenses. Sin embargo, las autoridades del país venían preparándose desde marzo para este momento; la crisis de parotiditis que se presentó en 2019 en los centros penitenciarios les sirvió de antecedente para generar estrategias encaminadas a afrontar esta nueva emergencia sanitaria. Una mesa de situación transversal de atención de la emergencia se convirtió entonces en el Comando de Atención a la Emergencia (CAE) por COVID-19, donde se coordinan diferentes instituciones implicadas, de una u otra manera, con la vida en las prisiones.

Diana Sofía Posada Solís es viceministra de Gestión Estratégica del Ministerio Justicia y Paz, y coordinadora del Comando de Atención a la Emergencia por COVID-19. Prison Insider le ha planteado tres preguntas.

Esa epidemia nos permitió encontrar muchos puntos de mejora para eventuales emergencias sanitarias dentro del sistema penitenciario.

Lo que hemos hecho es revisar los protocolos para determinar si pueden seguir ejerciendo su derecho al trabajo, siempre teniendo en cuenta que el derecho prioritario en este momento es el de la salud.

Según los pronósticos de la Organización Panamericana de la Salud, durante los primeros tres meses de la pandemia, se registraría el número de casos que tenemos hoy, después de siete u ocho meses.

Apóyenos

Donación mensual

Actuar
Difundir
Desarrollar
Contribuir
mockups_devices_es.png